jueves

Ye_yé y Calima


Cierro los ojos e imagino la Calima del verano acariciándome, lentamente, como si quisiera recorrer cada consonante del p_l_a_c_e_r. La Calima me enamoró porque vino un otoño recorriendo las dunas del desierto para improvisar las curvas de mi cuerpo. Tan caliente, que me acostaba desnuda para que se colase entre las sabanas y mi piel y despertar así con la sensación de un rompeolas, que ve el mar venir gradualmente (un, dos, tres...porcientos)sintiendo su contacto, su temperatura, hasta llegar a cien, rompiendo en mil trozos de espuma, deshaciéndose el agua como me deshacía yo cuando sentía su susurro entre puertas medio abiertas cada mañana. Un día se fue y fue entonces cuando comencé a creer en las tormentas del desierto y en el espíritu nómada. Necesito que vuelva, porque ahora abrazo al aire buscándole, imagino tanto que me pierdo en la imaginación y deseo tan fuerte las cosas que hasta yo me creo que son posibles, recorto los días del calendario y construyo un nuevo año en el que agosto y su Calima llegan antes.


*más días de otoño bajo las sabanas con filtro azul mar en: http://www.youtube.com/watch?v=tF7Z2zw9W10

6 comentarios:

  1. Seguro que a tu lado, la calima se soporta ;)

    Besicos

    ResponderEliminar
  2. Agosto está a la vuelta de la esquina...pero de momento sigue en la casa. Se ha convertido en el favorito de la audiencia. Todo el mundo le quiere porque con Agosto todos somos felices. Pero no pasa nada, hasta ete concurso se acaba, y ya sea expulsado, o como ganador, la puerta se abrirá para recibir a Agosto. Y allí, en plató, estará Yeyé. Esta vez sin goma, pero con corazón.

    ResponderEliminar
  3. Siempre me voy de aquí con un buen sabor de boca. Un abrazo :)

    ResponderEliminar